Poesía: En la rica miseria

Almería, fotografía de Adra García

 

Cuando no hay nada, se necesita menos. La abundancia destruye los sentimientos primarios que son aquellos en los que tenemos importancia tú y yo. En la inmensidad del lugar construyen muchos su miseria. A  veces con sonrisas, otras con llantos.

Cuando me pongo a escuchar, el aire, que en vez de enfriar me quema, me susurra lo siguiente:

“No conocemos otra realidad porque no la vemos, no soñamos con ser porque trabajamos en lo que nos dijeron.

No existe el arrepentimiento porque cuando se me ocurrió buscar respuestas, mi compañía me echó una manta por encima para que no pasara frío.

No creo en el más allá porque si pierdo el tiempo en pedir, cosecho la nada. Pero creo en él, en su hambre, en su esfuerzo, en su caminar cansado y en su ayuda incondicional.

Y cuando llega la noche busca mi sombra. Hablar hablamos poco, pero tampoco sé medir ese tipo de cantidades.

Lo que tengo claro es  que al amanecer hay que estar ya en el campo para llevarte el jornal.

Pero una sonrisa suya vale más que nada en el mundo porque sacia toda mi ansiedad, aunque no se lo haya dicho nunca.

Al mismo tiempo, hay días en los que se me pasa  por la cabeza que la felicidad es mentira, que no existe…

De todas formas, no me pagan por pensar”.

Texto: Natalia Pulido. @npulidojimenez

Imagen: Adra García.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s